Pudo parecer un poco drástico Leonardo Da Vinci, cuando dijo: “He ofendido a Dios y a la humanidad porque mi trabajo no tuvo la calidad que debía haber tenido”. Pero sácala de su contexto y ponla en el actual, y si lo deseas, sin ningún tinte religioso. Puede que no estés ofendiendo a Dios, pero ¿hasta qué punto estás siendo justo contigo, si no desarrollas todo tu potencial, o al menos haces lo posible para que así sea?

Como seres vivos, tenemos capacidades sorprendentes, únicas podría decirse incluso, y sólo estoy hablando de aquellas, que han sido mostradas por ciertas personas, no entro en las que aún no hemos descubierto que teníamos, porque cada poco tiempo, alguien nos muestra, que se puede llegar un poco más lejos, que somos más de lo que pensábamos

Imagina por un momento, que le regalas algo a tu hijo (suponiendo que tengas un hijo, si no cámbialo por un amigo, ahí acierto seguro ¿no?), por ejemplo, un ordenador, una nueva bicicleta, un libro realmente interesante, o incluso le das dinero. Pero tu hijo, no hace nada con lo que le has dado, ni invierte el dinero, ni abre el libro, ni toca el ordenador o la bicicleta. Bueno, no pasa nada, que tú se lo hayas dado, no le obliga a utilizarlo, ¿verdad? Pero por otro lado, tú ves que si lo utilizara, podría sacar verdadero provecho de ello. Tal vez otro día, te animes a regalarle otra cosa, pero si él, sigue sin utilizar nada, o poco de lo que le proporcionas, estoy seguro que no tardarás en cansarte y dejar de proporcionarle recursos (en el Nuevo Testamento, se hace referencia a través de las parábolas, a esta situación precisamente).

Desarrollo Personal - Fernando Alvarez - Haz todo lo que puedas con lo que tengas alla donde estesBien, pues lo mismo sucede con la vida, si aprovechamos al máximo lo que nos ofrece, lo que nuestro talento hace posible, no tardaremos en volver a encontrar nuevos recursos, pero si nos quedamos donde estamos, sin aprovechar aquello que tenemos a nuestro alcance, entonces cada vez tendremos más y más, la sensación de que nos faltan oportunidades, incluso recursos, o que tenemos algunos, pero no los adecuados. Y es incluso posible, que dispongamos de ellos, que los tengamos delante, pero no los veamos, porque no hemos entrenado nuestra actitud, nuestra mente, todo nuestro ser en ver más allá.

En mi opinión, tenemos la responsabilidad, de desarrollar al máximo todas las capacidades o talentos de que dispongamos. Y no me estoy refiriendo a obsesionarnos y no conformarnos o disfrutar de lo logrado, eso sería contraproducente y lejos de ayudarnos, nos perjudicaría.

Me estoy refiriendo, a que desde que el día que nacimos, cada día nos lleva al siguiente, cada acción tiene su consecuencia, y la no acción también, por lo tanto, cada capacidad desarrollada, nos llevará más lejos, nos acercará a otro talento por descubrir en nosotros, y siendo esto así ¿qué te estarías haciendo a ti mismo, si te privaras del privilegio de descubrir, a aquel en el que puedes llegar a convertirte?

Dicho de otro modo, de forma resumida: haz todo lo que puedas, con lo que tengas, allá donde estés.

Así de sencillo, así de potente. Si tú haces todo lo que puedes de verdad, estés donde estés, y con aquello que en ese momento tienes a mano, lograrás lo inimaginable. Y te puedes preguntar ¿cómo se esto? ¿cómo puedo estar tan seguro de esto? Porque antes que nosotros, es lo que tuvieron que hacer los seres humanos, que crearon el fantástico mundo en el que vivimos. Y porque la alternativa, es no hacer nada, o pero aún, quejarte de lo que te gustaría que fuera o tuvieras, pero no es o no tienes. Y eso, tampoco logra muchas cosas.

¿Qué opinas sobre esto? ¿Estás de acuerdo en que tenemos la responsabilidad, de alcanzar nuestro máximo potencial? ¿Crees que solo es una frase hecha y últimamente tal vez, demasiado utilizada? Deja tus reflexiones o impresiones en los comentarios más abajo, de ese modo ayudas a la reflexión y la inspiración de todos los que vivimos Desde La Trinchera, juntos sumamos mucho más. Y si te ha parecido inspirador o te ha gustado este post, te invito a que lo compartas en tus redes sociales, así juntos también, podemos ayudar a que muchas más personas se paren a pensar y dejen de funcionar en automático, porque eso, no desarrollará todo su potencial.