lider

¿Cuántas veces te has quejado de tu jefe? ¿de tu compañero? o incluso de un empleado o colaborador.

Muchas veces nos quejamos del comportamiento de los demás, de lo que hacen o lo que no hacen, y no nos paramos a pensar cuál es nuestro comportamiento, damos por hecho que el nuestro es correcto, y que además así los demás lo perciben, aunque no siempre sea así.

Todos nos inter-relacionamos por lo que me atrevo a afirmar que lo hacemos en el formato: causa-efecto. En muchas ocasiones, las personas reaccionan frente a nosotros según sea nuestro comportamiento con ellas, es decir, si sonríes repetitivamente a alguien, es muy difícil que aunque requiera de tiempo, esta persona no termine sonriéndote a ti también. Y esto igualmente sucede a la inversa, tu actitud es probable que al menos en parte venga determinada por el comportamiento que otras personas que se relacionan contigo tienen. Es como una matriz, como una tela de araña donde todo esta relacionado, y hay causas-efecto múltiples.

Ahora bien, siempre tienes la capacidad de cambiar tu comportamiento y tu actitud, sea cual sea la causa que le preceda. Tienes el poder de elegir cómo vas a actuar, y ello aunque sea solo un poquito, modificará el sistema causa-efecto que vivas en las próximas horas o días.

Al final de cuentas, hemos de ser líderes de nuestra propia vida (si no ¿quién la va a liderar?), y en consecuencia, nuestro liderazgo se reflejará de un modo u otro en la actitud que los demás tengan hacia nosotros.

¿Qué actitud eliges tener hoy? ¿Cuál va a ser hoy tu estilo de liderazgo?

Enlace a video: http://youtu.be/9NISPfbWZHg